Nos estamos haciendo demasiado exigentes.

Ayer fuimos a probar pescar a Tenya, con unos pequeños langostinos, mientras uno pescaba así el otro lo intentaba con Vinilos.

El día aunque lucía el sol era bastante frio ya que no dejo de soplar aire todo el día y el mar poco a poco se llenaba de borreguillos.

En toda la mañana solo tuvimos 2 picadas y para colmo de males las dos se fueron, en el Tenya seguramente sería un Pinto y en el Vinilo fue una buena lubina que se marcho después de rozar el nylon contra las piedras.

Después de comer cambiamos de técnica y comenzamos con el curricán, utilizando un carrete para dar tirones y otro con hilo plomado.

La tarde comenzó mejor y lo primero en salir fue una hermosa aguja que aromatizó todo el barco y fue devuelta al mar, seguimos con dos lubinas una de 800gm. y otra de 1,8kg. , un buen abadejo de 1,5Kg. y un pinto que no llegaba al kilo.

Todas las piezas menos una salieron con el hilo plomado.

Yo no se si es que me estoy volviendo demasiado exigente, como dicen mis amigos o es que realmente cinco piezas para siete horas de pesca es muy poco, aunque si lo ves como 5kg de pescado parece más.

Os dejo foto del Tenya utilizado.

 

Tenya

2 comentarios sobre “Nos estamos haciendo demasiado exigentes.”

  1. Sin duda te estas volviendo demasiado exigente!

    El frío, el viento, y el estado de la mar hacen que las siete horas se hagan mas largas, sobre todo si ha transcurrido un largo tiempo sin picada.

    Como siempre, si hubieseis levantado el campamento antes hubiese sido un irse a cero!

    Me llama la atención el que entre un pinto a currican aunque sea a fondo, pargos y sargos si tengo enganchados, así como rubios, pero lo de pintos es nuevo, teniendo en cuenta que son de roca y es fácil allí perder el aparejo

    En cualquier caso, no me quejaría, lo divertido es jugar, ganar ya tiene que ser la €&:())!

    Un abrazo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.